Miércoles de jazz vuelve al foro donde surgió:
Teatro Casa de la Paz
de la
Universidad Autónoma Metropolitana

Cozumel 33, colonia Roma, entre Durango y Sinaloa.
Metro Sevilla
Teléfonos: 5286-0403 y 5315

Melón Mayo 2, 9 y 16
Jazz Guitar Trio Mayo 23, 30 y 6 de Junio
The Swingsters Jazz Band Junio 13, 20 y 27

 

  • Creado por Juan José Calatayud (Córdoba, Veracruz, 1939-Ciudad de México, 2003), para Teatro Casa de la Paz en 1996, el ciclo Miércoles de jazz dará inicio a una nueva temporada con la participación de Luis Ángel Silva Melón, Franco Etti y Jazz guitar trío y The Swingsters Jazz Band, los miércoles de mayo y junio, a las 19:30 horas
     
  • El jazz en nuestros días, asegura Etti, es un género gustado eminentemente por un público integrado por  jóvenes
     
  • Miércoles de jazz coincide, además, con el aniversario número setenta del fallecimiento de George Gershwin

 

La literatura, el cine, las artes plásticas han estado ligadas a la historia del jazz, surgido durante la segunda década del siglo pasado. Por momentos ha pasado por épocas oscuras, pero siempre vuelve, ahora, se dice, por el gusto de los jóvenes, literal y metafóricamente.

En la Universidad Autónoma Metropolitana (UAM) existe una tradición por este género, uno de cuyos momentos más atractivos y reconocidos los vivió al lado de Juan José Calatayud, desaparecido el 23 de marzo de hace cuatro años. En Teatro Casa de la Paz, de la Dirección de Artes Visuales y Escénicas de la Institución, Calatayud creó Miércoles de jazz, que vuelve a la escena con representantes de diferentes orígenes, corrientes y modos de interpretarlo.

Luis Ángel Silva Melón, Franco Etti y Jazz Guitar Trío y Rodolfo Vera y The Swingster Jazz Band darán inicio a esta nueva temporada de Miércoles de jazz, los miércoles de los meses de mayo y junio.

 

Luis Ángel Silva Melón

Oriundo de Santa María la Rivera, el músico e intérprete de Lobo y Melón, grupo reconocido en el país e internacionalmente,  une el son cubano con el bebop para crear y sumarse a un nuevo estilo asociado al jazz.

Así lo narra Luis Ángel Silva Melón: “Nuestro estilo consistió en utilizar la voz, mediante el uso de silabas –scating– haciendo las veces de instrumentos musicales y formando lo que puede ser una orquesta, pero con voces”. La experiencia data de los últimos años de la década de los años cuarenta, cuando viaja año tras año a Ciudad Juárez, Chihuahua, donde conoció y compartió sesiones musicales con los Guajiros del Caribe.

A esa innovación se le conoce con el nombre de chúa-chúa, “el único aporte de los soneros mexicanos al son cubano”, describe la periodista Merry MacMaters.  Para Melón “no se trata de un invento nuestro, intervinieron muchos compañeros que, en su mayoría, ya murieron.

“Hubo un movimiento, gente que nos reuníamos en un lugar llamado Pigalito –anexo al cabaret Pigal–, ahí intercambiábamos ideas, queríamos descubrir el mundo; sin embargo, nos dimos cuenta que todo estaba descubierto y, aunque no inventamos el estilo, sí lo hicimos popular”.

¿Qué representa para Luis Ángel Silva Melón la nueva temporada de Miércoles de jazz?, contesta: “Es un reto. Participo porque lo nuestro parte y tiene remembranzas del jazz. Esto es el scat”.

Dedicado a la música durante 57 años, cantar es su vida.

 

Franco Etti y Jazz guitar trío

Nacido en Vercelli, ciudad italiana de la región del Piamonte, viajó por primera vez a México en la década de los años setenta del siglo pasado, recorre “el mundo” y regresa a nuestro país a mediados de los años noventa. Estudió guitarra clásica y teoría musical a los 18 años de edad.

Con un amplio repertorio clásico, se inicio en el jazz por sus amigos intérpretes del género. Considera que su vida como jazzista ha sido intensa, con presentaciones en centros hoteleros, principalmente. Sin embargo, no ha dejado las clases particulares ni la guitarra clásica.

En Miércoles de jazz el trío integrará, además, un contrabajo y una batería. Para Etti  “de lo primero que me enamoré del jazz fue el sonido, un sonido muy sofisticado. Soy de la opinión de que nos hace falta conocer más de los sonidos”, y agrega que “es una música basada en la improvisación, como hacían los clásicos, quienes tenían un gran gusto por lo que hacían”.

Convencido de que la música clásica (“en el buen sentido de la palabra”) contribuye a la técnica, a una mayor limpieza, “a tocar bien” el jazz, Franco Etti es de la idea de que son los jóvenes quienes asistirán a los conciertos de Teatro Casa de la Paz.

Entre las piezas que interpretarán ha incluido obras de Parker, Ellington y de George Gershwing de quien, por cierto, el 11 de julio se cumplirá el 70 aniversario de su muerte.

Durante la plática, con voz pausada, Etti recorre los mundos donde el influjo del jazz ha dejado huella, desde el cine de Clint Eastwood hasta El perseguidor, cuento en el que Julio Cortázar se basa en la muerte de Charlie Parker. Aquí, hay dos temas centrales: la inmortalidad y la noción del tiempo. Quizá por eso, dice Etti que se siente “como niño chico” y, lo principal, para quienes asistan a la presentación de Franco Etti y Jazz Guitar Trío: “les daremos un mensaje de alegría”.

 

Rodolfo Vera y The swingsters jazz band

La gente que hace swing. La banda nació hace dos años; no obstante, asegura Vera, “era un pendiente e inquietud con el jazz que se había aplazado”. El grupo se presentó con éxito y por primera vez en el Centro Cultural Jaime Torres Bodet del Instituto Politécnico Nacional.

Integrado por Christian Briones, en el piano; Chava Patiño, en el saxofón y sax tenor; Jesús Meza “La bruja”, en el contrabajo; y, Rodolfo Vera, en la voz, todos tienen una formación musical académica que, incluso, los ha llevado a fungir como directores de otros grupos, entre ellos, la banda que acompaña a Susana Zavaleta.

Creador del proyecto que dio vida a la agrupación, Rodolfo Vera asegura que la figura de Juan José Calatayud “representa uno de los grandes jazzistas y precursores del jazz en México”, lo cual alienta al grupo, pues constituye “un tributo a la música misma y una oportunidad”. Cabe señalar que Jesús Meza tocó con Calatayud, y eso hace más “emotiva” su presencia en Miércoles de jazz.

Durante sus actuaciones dan vida al swing, soul, blues y estándares de jazz. Cada uno de los programas será una sorpresa, con música de Ellington,  Gershing, Porter, inmortalizadas por Sinatra, Fitzgerald y Benett, entre otros.

 

Miércoles de jazz vuelve a la escena en Teatro Casa de la Paz, ubicado en Cozumel 33, entre Sinaloa y Durango, colonia Roma. Estación Sevilla del Metro. En esta primera etapa, los miércoles de mayo y junio.